Recetas con Freidora sin Aceite

Te has dado cuenta de lo importante que es comer más saludable. Pero al principio todos sabemos que no es fácil dejar los platos que más nos gustan. Esas patatas fritas, o esos rebozados jugosos y crujientes… Por eso te presentamos nuestro recetario de freidoras de Aire. Estás recetas son sustituciones de tus platos favoritos, pero con hasta un 90% menos de aceite y muchas menos kcal. Veamos las mejores.

Recetas más populares para tu Airfryer

Mejores Freidoras sin Aceite para hacer estas recetas

Lo primero que necesitas para hacer estas recetas es una freidora sin aceite o de aire. Y, por este motivo, te hemos preparado una selección de las mejores con un análisis de cada una para que elijas la que más te guste.

Características de las recetas con la Airfryer

A todos nos viene a la cabeza la imagen de las comidas altas en aceite de nuestros platos favoritos. Esto, además, se repite en comidas familiares o celebraciones como cumpleaños, Navidad etc… Todo ello con el consiguiente dolor de barriga y la sensación de pesadez y que repetimos una y otra vez la comida. Pues con las freidoras de aire ya no te sentirás pesado, ni se repetirá la comida, pero podrás disfrutar del sabor de tus recetas favoritas, pero… Veamos todas las ventajas.

  • Menos calórias: Como hemos dicho antes, menos aceite implica menos calorias inútiles.
  • Menos tóxicos: Cuando el aceite llega a una temperatura alta genera toxinas. El equivalente a lo negro de las tostadas. Menos aceite significa menos toxinas, lo que nuestro cuerpo nos lo agradecerá.
  • Versátil: Con las freidoras sin aceite se puede freír casi todo, además de que se pueden usar como un horno. Es decir, tenemos 2 electrodomésticos en uno, así que podremos preparar más que las típicas patatas.
  • Ahorramos: Está claro que la salud es lo primero. Pero si cada vez que cocinamos nos ahorramos un 90% del aceite, al final del año e mucho, mucho dinero.

 

10 Ventajas de usar freidoras sin aceite para cocinar

El correcto uso de una buena freidora sin aceite aporta excelentes beneficios para la salud ya que es la forma más correcta de comer nuestros platos favoritos. Los 10 beneficios que más me gusta de cocinar con este tipo de electrodoméstico son:

  1. Evita el exceso de aceite: Todos sabemos que el aceite es una fuente de calorías, y si viene de una freidora no son calorías para nada saludables. Pero no solo afecta a la parte de la salud, sino que también afecta a los propios alimentos. Cuando utilizamos los sistemas de fritura tradicional, esos alimentos vienen impregnados con demasiado aceite y eso estropea un poco el sabor del plato. Los profesionales recomiendan cocinar, tanto en sartén como en horno, sin aceite pero esto es muy complicado porque al final los alimentos se acaban pegando, en cambio, con las freidoras sin aceite, esto ya no es ningún problema porque utilizan aire caliente.
  2. No debes preocuparte por la temperatura: Si te gusta cocinar sabes que todos los ingredientes se fríen con temperaturas diferentes. Lo bueno de las freidoras sin aceite es que incluyen un regulador de calor que se encarga de adecuarse a cada tipo de alimento. Eso es genial para conseguir los mejores resultados para cada plato.
  3. Incluyen temporizador: Los modelos más modernos de freidora sin aceite incluyen temporizador, esto es un apartado increíble, porque la freidora normalmente cocina sola y es muy común que nos olvidemos de que la tenemos en el fuego estropeando los alimentos o incluso pudiendo llevarnos algún susto, no olvidemos que lo que hay dentro de las freidoras tradicionales es aceite hirviendo.
  4. Son muy fáciles de utilizar: Todas las freidoras sin aceite de gama media o de gama alta son muy fáciles de utilizar ya que tienen programas preestablecidos, además solo suelen tener dos botones que son la temperatura y el temporizador y muchas veces vienen con recetarios muy sencillos para que podamos utilizar es electrodoméstico aunque no tengamos experiencia previa.
  5. Poseen una capacidad enorme: Normalmente las freidoras que hay en casa suelen ser de un tamaño pequeño y requieren de muchos usos para conseguir la cantidad suficiente para toda la familia. Lo bueno de las freidoras de aire es que son mucho más compactas y permiten mucho más espacio dentro de ellas para poder cocinar grandes cantidades en poco tiempo. Esto nos ahorrará tiempo y desfases en la comida que hará que se quede fría.
  6. Ahorras aceite y dinero: Está claro que el aceite es un alimento bastante caro, cierto que podemos encontrar aceite de girasol de baja calidad por muy poco dinero, pero con eso al final se va a resentir nuestra salud. Y si queremos acceder un aceite de más calidad, como el de oliva, ya estamos hablando de cantidades muy grandes de dinero, lo bueno de las freidoras sin aceite es que no necesitan esto para funcionar y a lo largo del año acaba siendo una buena cantidad de dinero.
  7. Ensucian muchísimo menos: Las freidoras tradicionales son una locura porque ensucian, tanto por los gases que expulsan, como por las salpicaduras de aceite y además son muy costosas de limpiar porque hay que vaciar todo el bidón de aceite, y no es un trabajo nada agradable. Las freidoras sin aceite, en cambio, apenas generan humos que ensucien la cocina y muy difícilmente salpicarán porque no tienen una gran cantidad de aceite dentro, además es mucho más fácil de limpiar porque no hay tanta cantidad aceite pegada en su superficie.
  8. Son muy seguras: Es cierto que con una freidora sin aceite puedes acabar quemándote y llevándote algún susto, pero la gravedad va a ser muy inferior ya que estamos hablando solo de aire caliente, en cambio, en las freidoras tradicionales estamos hablando de aceite hirviendo que alcanza una gran temperatura y puede dañar gravemente la piel de la persona que haya sufrido un accidente. Además todas las freidoras sin aceite modernas tienen sistemas para protegerse del sobrecalentamiento o sistemas de seguridad antes de abrirse, para evitar este tipo de descuido.
  9. Son mucho más versátiles: Las freidoras tradicionales solo sirven para freír, en cambio estas freidoras sin aceite, gracias a su sistema de cocinado por aire a grandes temperaturas, nos permiten hacer platos de una forma muy diferente, dentro de las más populares están tostadar, freír, asar, hornear… Sin duda es un electrodoméstico mucho más versátil y que nos ahorrará espacio y dinero en la cocina.
  10. Mucho más fáciles de ajustar: Las freidoras sin aceite se gradúan exactamente igual que un microondas, simplemente ajustas el tiempo y la temperatura, con las freidoras tradicionales no se puede hacer ya que vas a tener que esperar mucho tiempo hasta que se enfríe el aceite si quieres bajar la temperatura y al revés lo mismo, además que ya estarías cortando el tiempo de cocción empeorando el resultado final.

Precauciones que deberías tomar al cocinar con freidoras sin aceite

Aunque ya sabemos que las freidoras sin aceite tienen un montón ventajas a la hora de cocinar, frente a las freidoras tradicionale,s no está de más tener en cuenta ciertas cuestiones y tomar algunas precauciones para evitar algún accidente.

  • La primera de todas es que, aunque es cierto que las freidoras sin aceite son mucho más saludables que las freidoras tradicionales eso, no significa que por cocinarlo todo en freidora sin aceite que tengamos por arte de magia una dieta balanceada. Es cierto que con este tipo de freidoras vamos a reducir la cantidad de aceite y las calorías que vamos a ingerir, pero la mayoría de alimentos que utilizamos para freír suelen ser ultraprocesados, y suelen tener algunos elementos que no son de lo más saludable, por lo tanto deberías mantener una dieta balanceada y variada de igual manera.
  • Otra de las cosas que tienes que tener en cuenta es, que la mala utilización de la freidora de aire puede dar lugar a la formación de compuestos nocivos. Como ya sabrás, las partes requemadas que crean las freidoras tradicionales, están asociadas con problemas de salud y, aunque con las freidoras sin aceite es mucho más difícil llegar hasta ese nivel, hay que leer siempre bien las instrucciones para asegurarnos de que estamos cocinando bien y reduciendo las probabilidades de crear este tipo de toxina.
  • Por lo tanto es importante utilizar la freidora sin aceite con precaución y sin abusar. Es la mejor alternativa que tenemos a día de hoy para disfrutar de esos alimentos fritos, que tanto nos gustan, pero tienen que usarse atendiendo a las instrucciones de temperatura y siempre de manera ocasional, dando prioridad a los alimentos más saludables dentro de nuestra dieta.
  • Además de las recomendaciones que acabamos de ver, mucho más enfocadas a la parte de la salud, me gustaría recordar que, dentro de la freidora, igualmente hay temperaturas muy altas y siempre habría que abrir las compuertas con el máximo cuidado y la protección en las manos y en la cara, ya que el aire caliente podría acabar dañándonos otras partes que son bastante sensibles. Siempre deberíamos utilizar las freidoras sin aceite lejos del agua para evitar cualquier tipo de cortocircuito o sobrecalentamiento y siempre con una base antideslizante para evitar accidentes. Ya que aunque tenga poco aceite incluye algo de aceite dentro de la cesta y está a alta temperatura por lo que si se nos cae podría generar nos algún tipo de quemadura o irritación.